Posiciones y técnica de pedaleo

0
650

Pedaladas perfectas y eficientes

Probablemente pedalear puede parecer un gesto simple, pero en realidad esconde un sinfín de  detalles que van a ser determinantes para desarrollar una máxima fuerza con una gran eficiencia. Pero, ¿qué es pedalear bien?, la respuesta no es fácil, pero vamos a intentar desarrollar los puntos más importantes para obtener un buen pedaleo en cada clase Bkool.

Hay que buscar siempre en cada momento la máxima eficiencia, es decir, que la energía muscular que usamos para empujar los pedales se traduzca en maximizar la resistencia que ofrece la bicicleta Bkool. Interesa que no se pierda nada de fuerza durante todo el ciclo del pedaleo. La pedalada perfecta debe ser aquella que permita un máximo aprovechamiento muscular desde un punto de vista ergonómico y que no genera lesiones o problemas articulares/musculares.

Para pedalear se trata de hacer círculos, es decir, que los pedales vayan dando vueltas. Lo normal es pensar más bien que el pedal solo baja y sube. Cuando la realidad es que no hace un recorrido lineal sino circular. ¿Y esto que significa? Pues simplemente que las fuerzas que apliquemos sobre los pedales deben ir dirigidas con la intención de empujar los pedales en círculos y no simplemente arriba y abajo.

Para describir las fases de la pedalada emplearemos la analogía del reloj para referirnos a los diferentes puntos en los que se coloca el pedal, siendo las 12 en punto la parte alta de la pedalada y las 6 la parte más baja ( puntos muertos).  Podemos dividir la pedalada en 4 fases:

Fase 1 o fase de empuje: va desde las 12 hasta las 5. Es la fase en la que hay una mayor actividad muscular y donde más fuerza se produce, es decir, es la fase en la que más propulsión se consigue, por tanto aprovecha bien este momento

Fase 2:  va desde las 5 en punto hasta las 6, En este caso  la intensidad es bastante menor que la anterior fase y se emplean los mismos músculos que en la fase anterior pero a una menor intensidad. Es una fase de transición hacia la parte ascendente del pedal. Recuerda que el tobillo debe mantenerse siempre en una posición bastante neutral y  con un ligero movimiento a partir de las 5

Fase 3: Es la fase que va desde las 6 hasta las 9. Esta quizá es la fase de la pedalada que más debate genera, ya que han existido distintas teorías acerca de si en esta fase se debe tirar del pedal hacia arriba o no, es lo que algunos llaman “pedaleo redondo” Desde Bkool aconsejamos que no te obsesiones demasiado en tirar hacia arriba, las investigaciones y los estudios llevados a cabo desaconsejan tirar hacia arriba del pedal, puesto que no se mejora la eficiencia de pedaleo

Fase 4: Es la fase que va desde las 9 hasta las 12. Una vez pasamos las 9 en punto, debemos empezar a pensar en la siguiente fase de la pedalada, es decir, adelantar al máximo la fase de empuje del pedal e ir pensando en bajar algo el talón.

Recuerda que para poder sacarle el máximo provecho a cada pedalada es necesario que estés bien colocado en la bicicleta y tu posición sea lo más correcta posible, solo así notaras que cada pedalada genera la fuerza que necesitas para las exigencias que requiere cada clase Bkool.

 

Posiciones

Una vez estás bien colocado en la bicicleta Bkool y notas que aprovechas al máximo cada pedalada, tiene que controlar las posiciones según las necesidades:

Las manos.

El agarre en la parte frontal del manillar se puede utilizar cuando el esfuerzo va de ligero a exigente y siempre sentado

El agarre lateral se utiliza cuando el esfuerzo va de ligero a exigente pudiendo estar de pie o bien sentado.

Es recomendable que vayas cambiando la posición de tus manos durante el transcurso de la clase. Esto te dará cierto confort y menos probabilidades que se entumezcan tus manos.

Siempre que te pongas de pie es aconsejable llevar las manos a los laterales del manillar, ya que es una posición más lógica, segura y mejor para desarrollar fuerza

Posición del cuerpo

La posición del cuerpo vendrá dada por:

Porque tu profesor/entrenador lo aconseja

Porque tu lo has elegido para poder aprovechar mejor las fuerzas, acelerar o simplemente por un tema de relajación/comodidad.

En términos generales ponerte de pie te puede servir:

  • Aplicar más fuerza
  • Quitar peso del sillín
  • Rebajar la presión en las manos
  • Más gasto energético
  • Aporte metabólico extra
  • Para buscar una aceleración
  • Llevar el peso del cuerpo sobre los pedales Al ponerte de pie el gasto calórico aumenta y la FC se acelera

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here